Mondo Kronhela Literatura - Literatura On Line



Inamovible

Las secuencias del pasado se tornan irreconocibles, ajenas.
Veo marcas trazadas en mi, sin recordar cuando fueron hechas, pero deduzco que no es ilusión, porque ahí están.
Intento retornar a los sabores del ayer pero siempre es diferente.
Ensayo mis memorias torpemente, como si pudiera hacer que esa combinación única de sucesos se repitiera exacta.
De pronto, advierto algo curioso: hay algo que a través del tiempo, el espacio y las sensaciones de mantiene intacto. Una mirada eterna desde lo alto, permanente e inamovible.


Irreversible

Un millón de pensamientos dan giros en mi cabeza mientras tarareo de fondo una canción que no me acuerdo.
Adormecida por la confusión, invento mil y un sueños que combinan formas diferentes de lo que soy.
Presente, pasado y futuro juegan cartas con mis emociones.

Observo perpleja las ornamentales piruetas de mi conciencia que al parecer se divierte profundamente con mi desconcierto.

Por eso lloro cuando quiero reír, y sonrió cuando me deshago por dentro,
Por eso me ves complicarme la vida cuando trato de que sea más simple
Porque necesito el calor de tenerte cerca, es que vuelo a kilómetros de distancia
Mis oídos se cierran a tu perdón al instante que mi corazón abierto lo implora

Descubro que te amo tanto, después de detonar mi adiós golpeando la puerta.


Maestro mayor de obras

Observo desgarrarse mi entendimiento ante lo incomprensible sorprendida de la reacción de mi cuerpo, tembloroso mar de lágrimas que se desborda, ausente de premeditación y vació de argumentos.

Se pierde mi mente en el vano intento de comprender tus porques, la razón incluso de mi existencia errante en manos de tu socorro.

Diseñaste el perfecto escenario, los colores y formas precisas el marco donde colocaste la obra de mi vida y todo lo que en ella es.

Admiro tus trazos de artista eximio, e intento vencer mi torpeza imitando cuando menos los gestos propios e inconfundibles de tu mirar.

Compruebo lo sublime de tu labor en las pausas empapadas de sabiduría en las pruebas, búsqueda conciente de excelencia que contempla sinceridad

Repaso los detalles infinitos impresos desde el torbellino de tu imaginación a mi camino: el soleado sendero, el oscuro recodo, aquel giro inesperado.

Descanso en la confianza de saberte mi arquitecto, el artífice del proyecto que lleva mi nombre, el encargado de los planos, el mismo que pagó ya todo precio aquel que enamorado decidió construirme, desde un principio y hasta el final.

 

© Marisol Mahfoud
Imprimir todos los textos

Kronhela Ediciones Argentina - Ciudad Autónoma de Buenos Aires
ARGENTINA